El Clima en Benidorm y la Previsión Meteorológica

Situación y clima de Benidorm

Situada en la provincia de Alicante, formando parte de la Comunidad Valenciana y en la ribera del Mar Mediterráneo, Benidorm cuenta con una situación privilegiada que la ha dotado de un especial microclima, de dulces y templados inviernos y de verano atemperados por la brisa marina, que permiten el disfrute de una naturaleza que se ha combinado, sabiamente, con el surgimiento de una moderna y cómoda ciudad.

Su particular configuración geográfica hace que las montañas que la rodean : Sierra Helada, por el Este ; Aitana por el Norte y el Tossal de la Cala por el Oeste, la protejan de la acción de los vientos que pudieran alterar su agradable climatología.

La bella curva de sus dos playas, construyendo una bahía de gráciles perfiles, se orienta al Sur donde la silueta de la Isla de Benidorm, aparece rompiendo la monotonía de un mar generalmente encalmado y de un bello y límpido color azul.
Todas estas característica, otorgadas generosamente por la propia naturaleza, hacen que las temperaturas en Benidorm sean especialmente agradables en todas las épocas del año y que aun escaso índice de lluvias, añada uno de los mayores porcentajes de días soleados de toda España.

Inviernos atemperados, deliciosas primaveras, veranos cálidos de agradables atardeceres y privilegiados otoños de dorados y plácidos ocasos, ofrecen al visitante la encantadora sinfonía de un colorido espectacular, de una atmósfera saludable y de una temperaturas capaces de competir con las más agradables del planeta.

Una buena parte de los atractivos iniciales de Benidorm se debieron a su situación, en la costa del Mediterráneo, frente a una bellísima bahía, partida en dos por la punta rocosa del antiguo castillo y con una orientación hacia el sur, mientras por el resto de los puntos cardinales encontraba la protección de otras tantas cadenas montañosas que la protegen de los vientos dominantes de Levante o de los fríos del Norte, con lo que el microclima que se disfruta, sobre todo en primavera, invierno y otoño, es sumamente benigno, con temperaturas sensiblemente más altas que en el resto del litoral y con el agua del mar dentro de unos límites que permiten el baño en todo el tiempo.

| Quienes somos | Mapa | Privacidad | Aviso legal | Publicidad | Contactanos | Diseño web : iberodesing